Estratos nostálgicos de papeles huérfanos

“La memoria no es un instrumento para conocer el pasado, sino sólo su medio. La memoria es el medio de lo vivido, al igual que la tierra viene a ser el medio en que las viejas ciudades están sepultadas. Y cualquiera que quiera acercarse a su pasado tiene que comportarse como un hombre que excava y, sobretodo, no ha de tener reparo en volver una y otra vez al mismo asunto, en irlo revolviendo y esparciendo tal como se resuelve y esparce la tierra.”

-Walter Benjamin-

O Re-hecho, 2010 - 2015
O Re-hecho, 2010 – 2015

Con el nuevo auge que ha tomado la galería 209 del Departamento de Bellas Artes de la tan querida gallera universitaria, se ha creado un espacio de pura explosión artística con estudiantes y egresados del departamento. En este semestre académico, el espacio ha funcionado como hospedaje temporal desde el mundo paradisiaco e ilusorio de Arnaldo Rivera, hasta las acumulaciones de pigmentos dentro de un experimento con la textura de Lala Juana. Dando cabida dicho dinamismo del trayecto artístico, el pasado 8 de abril de 2015, a Thomas Shalom, quien presentó una redefinición de los papeles huérfanos rescatados por él mismo. El resultado: Re-hecho,  una expedición entre el rescate de material y la reencarnación el mismo.

Ante cimiento, 2015
Ante cimiento, 2015

Comenzando el recorrido de la exposición con una cita de Walter Benjamin, se crea una relación simbiótica entre las palabras que conglomeran la expedición de recolecta de papel por la cual atraviesa el artista, y la representación fenomenológica de la misma en un espacio que remite a un viaje arqueológico por los estratos de la memoria. Estos papeles huérfanos argentinos y puertorriqueños fueron encontrados y adoptados por el artista durante sus años como estudiante en la Universidad de Puerto Rico y en su estadía en la ciudad de La Plata en Argentina, donde comenzó a trabajar la temática expuesta en la exhibición. En este trayecto, Shalom traduce su proceso pictórico de pintura, trabajando con el resto “desprendiendo pintura, sacando pintura, recolectando pintura” (entrevista al artista), a la búsqueda del pigmento afuera del mismo. Esto dado más al factor del tardío secado de la pintura, que al deseo interno de trabajar solamente con papel. Sin embargo, es el papel el protagonista de su exposición donde el soporte y medio de la obra se fusionan, siendo dos en un mismo cuerpo. Shalom reúne la planicie característica del papel y la yuxtapone, elaborando un dialogo directo y un tanto paradójico entre lo bidimensional y lo tridimensional. A su vez, mutila esta acumulación estratigráfica de papel, donde funciona como soporte de cada una de las obras en la menor de las salas y parte de las colgadas en la mayor. Algunas de sus obras expuestas, como El círculo y Ante cimiento, muestran las entrañas de los estratos de papel. Mediante la mutilación continua del mismo y la inmersión artística, en cuanto a la experimentación con un material que habían perdido su valor utilitario, se recobra y redefine gracias a Shalom. Además, se denota una alusión a la grafía en obras como “El crucigrama” donde Shalom vuelve a herir la superficie, revelando cierta rectitud venal en la obra.

El Círculo, 2015
El Círculo, 2015
O Crucigrama, 2015
O Crucigrama, 2015

Además de papel recolectado, integra en sus obras el uso de tela (que aparenta también haber sido recogida) como soporte, algunos de sus bocetos personales y, como una de las últimas obras en la exposición, trabaja sobre masonite. Es O Re-hecho la obra principal de la exposición y la que sirve de eslabón entre la muestra completa y la cita de Walter Benjamin. La misma encierra la temática de la jornada artística de Shalom en los distintos escenarios latinoamericanos en los cuales se vio influenciado, presentando obras con un periodo de gestación entre el 2010 hasta el 2015. Compuesta por fragmentos rectangulares de unas 4”x 6”, cada uno funciona en conjunto como una retrospectiva de la memoria, creando una atmósfera nostálgica a través de los pedazos de papel adheridos, como también a través del balance cromático del mismo. Por consiguiente, se crea una pequeña vista panorámica fragmentada de pedazos con su pasada funcionalidad aun presentes aunque caducos, afectados  por su nueva redefinición existencial.

Shalom logra capturar con su exposición una plataforma artística―utilizada desde los principios del siglo XX― donde se vale de la temática del resto, la recolección de lo encontrado y la redefinición de materiales “plebeyos” dentro de las artes plásticas. Thomas Shalom añade a esta propuesta artística, el colapso en la división entre obra y soporte creando relieve, a veces altos, en sus cuadros. Son estas expediciones arqueológicas en el mundo de las artes, las cuales divagan y se profundizan dentro de aquello denominando como “comunes” y “ordinarios”, donde se reutiliza y se redefine el material, dándole vida luego de su aparente muerte.

 

Por: Gelenia Marie Trinidad Rivera

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *